La futbolista de Villas Unidas dialogó con “Solo Fútbol Femenino” sobre su carrera en este deporte y del presente del equipo integrado por organizaciones sociales y barrios populares de la Ciudad de Buenos Aires y alrededores de la Provincia.

Por: Antonella Ceci (Columnista SFF)

Respecto a sus inicios, Nathalia Gamarra, afirmó que el fútbol fue siempre parte de su vida  “Desde chiquita me gustaba jugar y siempre lo hacía. Cuando no tenía pelota inventaba con trapos o bolsas y jugábamos con mis hermanos y amigos. Para mí, es un amor puro; el único lugar donde me siento feliz”. Por otro lado se refirió al machismo “Alguna que otra vez sí. No sé qué se creen, todos somos iguales”.

Su llegada a Villas Unidas se concreta gracias a una aliada y tuvo el lujo de convertir el primer gol del debut del Club en la Primera C “Una amiga, con la que jugábamos juntas un torneo, me comentó sobre Villas y fuimos a probar. Quedamos y ahora somos las goleadoras en Villas Unidas.  El debut fue increíble, mi primer gol fue hermoso, al igual que hacer historia con el equipo”. Además sobre sus marcaciones aseguró que las recuerda a todas porque “fueron increíbles”.

La futbolista paraguaya se refirió a sus sueños “Mi sueño es ser importante y jugar en mi Selección para poder ganar dinero y ayudar a mi familia en lo que necesite. Manteniendo la humildad sobre todo”.

En cuanto a los objetivos del conjunto de las ‘Villanas’ explicó que “Nuestro objetivo es pelear para ascender y llegar más lejos, pero lo veo muy difícil este años. Tenemos que trabajar más para el año que viene”. La pandemia, afecta los entrenamientos de todos los deportistas, es por esto que se buscan alternativas para mantener, en lo más posible, el estado físico “Por el grupo de WhatsApp que tenemos en el equipo, el profe nos manda las actividades para realizar en casa”.

La primera temporada en la que se comenzó con el profesionalismo del fútbol femenino argentino debió suspenderse debido al COVID-19 y la jugadora de 25 años contó sus sensaciones “Es una gran tristeza para todas nostras, pero, a la vez, está nuestras vidas. Esto es por el bien de todos y por la salud de cada unas de las personas y jugadores”. Asimismo, garantizó que “Sin fútbol, no hay alegría ni vida”.

Para finalizar, la goleadora deseó que “Pasen pronto estas cosas que nos detiene todos para poder volver a las cancha y poder ser feliz de vuelta. Así seguimos haciendo historia con Villas”.

Fotos: Gentileza Marcelinho Witteczeck

Sábado 09, mayo de 2020

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.