La primera etapa de la Liga Profesional fue especial, no solo para los clubes, sino para las jugadoras que lo vivieron con diferentes sensaciones. Maite Nicolini, delantera de Estudiantes de La Plata, tuvo su primer experiencia en competencias de AFA e hizo un análisis personal y a nivel grupal de lo que fue el desempeño del elenco Pincharrata en la etapa clasificatoria.

Por: Joaquín Latreite (Columnista SF)

En Estudiantes de La Plata el objetivo a principio de temporada era terminar entre los ocho mejores del torneo y poder clasificar a la Zona Campeonato por primera vez. Sin embargo, a lo largo de las fechas una serie de resultados negativos y las lesiones terminaron complicando el rendimiento del equipo que tuvo que conformarse con la 10ma posición en la tabla y tener que volver a jugar la rueda permanencia.

A pesar de no lograr su meta, la etapa clasificatoria permitió que varias jugadoras se fueran acomodando al ritmo de juego y para muchas significó su primera experiencia en competiciones de AFA. Dentro de la lista se encuentra Maite Nicolini. La delantera comenzó desde atrás en la consideracion del cuerpo técnico y no solo terminó siendo titular en los últimos partidos, sino que convirtió dos goles.

Su llegada a Estudiantes se dio tras la etapa de pruebas realizadas en el Country Club de City Bell y se convirtió en una de las elegidas por el director técnico Gustavo Perez. “Cuando me confirmaron que iba a ser fichada en el club me puse contenta porque desde que empecé con el fútbol tenía ganas de estar en un club de AFA”. La jugadora venia participar en Everton y la Universidad Nacional, ambos conjuntos de la Liga Amateur Platense.

Su ciclo con la camiseta albirroja fue de menor a mayor donde fue sumando minutos en el terreno de juego, para terminarlo con la titularidad. La desafortunada lesión de Antonella Guarracino le abrió la posibilidad a las delanteras suplentes de pelear por un lugar. Maite Nicolini definió su rendimiento personal en el Pincha: “Mi etapa hasta ahora fue buena, empecé acomodándome en el grupo y en los entrenamientos. De a poco fui sumando minutos y termine jugando los últimos partidos”.

La delantera agregó: “No imagine ser titular, al principio no tenía rodaje, ni confianza con el cuerpo técnico. Al final del torneo tuve la oportunidad. Desde lo personal creo que mejore en aspectos técnicos, todavía me queda mucho por mejorar y aprender técnica como tácticamente”. Maite Nicolini supo aprovechar su momento y lo ratificó con goles en la última parte de la etapa clasficatoria.

El debut goleador llegó frente a El Porvenir en la victoria en Gerli por 3-1 y el segundo tanto permitió conseguir tres puntos en su visita a Huracán en Villa Soldati. “Me gustó más el gol contra El Porvenir, pero me quedo con el de Huracán porque el partido estuvo peleado y al haber ganado nos daba chance de seguir peleando para estar entre las ocho mejores”, comentó la jugadora.

La campaña Pincha en la Liga Profesional marca que obtuvo seis victorias, dos empates y ocho derrotas. Una serie de resultados negativos terminaron complicando y los 20 puntos logrados no fueron suficientes para finalizar entre las ocho mejores. Maite hizo su análisis del rendimiento del equipo: “No fue un mal torneo en general. Empezamos bien después perdimos dos o tres partidos que eran claves y quedamos ajustadas con los puntos. En el último tramo del campeonato creo que nos faltó convencimiento sobre nosotras mismas”.

Con respecto a su vínculo con el fútbol, nació en 2018 cuando tuvo la posibilidad de jugar en la Liga Amateur Platense en el Club Everton y luego se incorporó al elenco de la UNLP. Para Maite Nicolini el deporte es primordial en su vida. Desde chica práctico voley y en la actualidad lo sigue haciendo en la modalidad beach voley. Al momento de elegir uno de las dos disciplinas, el fútbol saca grandes ventajas.

“Me gustan mucho los dos deportes, pero si tengo que elegir uno me quedo con fútbol. Desde chica me gustó, pero como no había tantas escuelitas como ahora, empecé voley y lo seguí haciendo. A los 18 decidí hacer fútbol que es lo que siempre me gusto”. La familia es determinante en el momento de las decisiones de las jugadoras pero Maite deja en claro que nunca encontró resistencia y se sintió contenida: “Mi familia siempre me apoyó en lo que decidiera hacer, así que con eso nunca tuve problemas”.

Domingo 19, abril de 2020

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.