Rocío Soto y todo el plantel de Armenio todavía lo sigue gritando. Un gol para recortar y guardar (Abril 2019)


Armenio logró convertir por primera vez en la Temporada 2018/2019 de la Primera B gracias al gol de Rocío Soto, de penal, en el 1-1 frente a Almirante Brown. Además cortó la racha negativa y sumó su primera unidad. Felicitaciones al elenco de Ingeniero Maschwitz que nunca claudicó y pese a malos momentos, sigue apostando y creyendo en que se puede mejorar día a día.

«Fuí decidida a patear el penal que para colmo fue el primero que nos tocó en el campeonato. Hace mucho que esperabamos el gol con mis compañeras y nuestros profesores. Una emoción muy grande, estuve a punto de llorar (risas) pero de alegría. Fue un empate, pero para nosotras fue como una victoria, algo inexplicable»