DÍA DE LA FUTBOLISTA


Procesos de deconstrucción son necesarios para comprender lo que está en juego a partir de la celebración del Día de la Futbolista en Argentina. Deconstrucción de las masculinidades, de las feminidades, del fútbol, de nuestras propias identidades.  Cuando el fútbol se profesionalice en Argentina ya no seremos los mism@s.

Por: Yamila Larroude (Lic. en Comunicación Social)

La organización Pioneras del Fútbol Femenino promovió el pasado martes 21 una campaña en las redes sociales buscando visibilizar una disciplina deportiva erróneamente asociada a la masculinidad.

Una vez más la comunicación digital visibilizó no solamente una práctica, sino un recorte de la historia: el seleccionado femenino de fútbol en el Mundial no oficial de México 1971. Sin apoyo institucional, indumentaria, sponsors y rompiendo los estereotipos de la época, las pioneras vencieron a Inglaterra 4 a 1 en el mítico estadio Azteca.

Haciendo historia, cosiendo los números de sus propias camisetas y vendiendo objetos en la calle, representaron al país en una competencia internacional. Una historia desconocida y feliz que los medios de comunicación especializados jamás cubrieron.

El escenario actual, aunque prometedor, es el mismo que hace 41 años. El fútbol femenino está a merced de políticas públicas e institucionales que persigan su promoción y plena aceptación social.

En Argentina el fútbol, sin lugar a dudas, se ha convertido en arena de lucha por la igualdad de género. Así lo demuestran una y otra vez las acciones contrahegemónicas del colectivo feminista, siendo el medio de expresión y lucha frente a un sistema patriarcal que se debilita cada vez más frente a operaciones de enunciación y desocultamiento de la información.

Agosto de 2018